Síguenos en Facebook

miércoles, 27 de febrero de 2013

Budapest y sus puentes sobre el Danubio

Una de las cosas que más me impresionaron de Budapest fue el río Danubio. No me lo imaginaba tan caudaloso, tan inmenso, tan ancho...

puentes sobre el danubio en budapest

El Danubio, que cruza la ciudad de norte a sur a lo largo de 29 km, dividió en su día las dos poblaciones que actualmente forman la capital húngara: Buda y Pest. Aunque en 1700 ya se planeó levantar un puente similar al puente de Carlos de Praga, no fue hasta 1839 cuando se decidió comenzar la construcción de un puente fijo que conectara las dos orillas. Hasta ese momento, la gente pasaba de un lado a otro con la ayuda de barqueros o pontones. Durante el invierno las aguas se congelaban, por lo que se podía cruzar el río a pie o con carruajes.

puente de las cadenas sobre el danubio en budapest

El primer puente que se construyó en Budapest sobre el río Danubio fue el puente de las Cadenas (Széchenyi), inaugurado en 1849. Proyectado por los ingenieros William Terney Clark y Adam Clark, hoy en día es uno de los emblemas de la ciudad de Budapest y de Hungría en general, con sus leones guardando la entrada. Durante la Segunda Guerra Mundial el puente fue dinamitado por las tropas alemanas, al igual que el resto de puentes que ya existían por la época, durante la retirada ante el asedio que ejercieron las tropas soviéticas en Budapest.

puente de las cadenas de budapest

Al poco tiempo de construir el puente de las Cadenas y ver su gran utilidad, se decidió levantar más puentes  fijos con el fin de hacer más fácil la comunicación entre Buda y Pest, que por aquel entonces empezaron a desarrollarse rápidamente. Tras la construcción del segundo puente de Budapest, el puente de Margarita, se levantó el que en mi opinión es uno de los más estéticos de la ciudad: el puente de la Libertad (Szabadság híd), el más corto de todos los que cruzan el Danubio.

puente de la libertad sobre el danubio

El puente original data de 1896 y fue inaugurado por el rey húngaro Francisco José. Las entradas de ambos lados están adornadas con turules, un ave mítica para los húngaros. Durante la Segunda Guerra Mundial también fue destruido, aunque fue el menos dañado de todos.

puente de la libertad de budapest

Por él circulan coches, tranvías y peatones, y tiene la mala fama en la ciudad por ser uno de los lugares donde más suicidios se producen, al arrojarse las personas desde él a las aguas del Danubio.

tranvia en puente de la libertad de budapest

Tras finalizar las obras del puente de la Libertad, comenzó a levantarse el puente de Isabel (Erzsébet híd), construido en la parte más estrecha del río y llamado así en honor a la reina Isabel, monarca popular y emperatriz de Austria-Hungría asesinada en 1898. Los ingenieros idearon un puente colgante que uniese las dos orillas. También fue destruido en la Segunda Guerra Mundial y, además, fue el último puente reconstruido tras la guerra, puesto que las obras acabaron en 1964.

puente de isabel en budapest

Estos tres puentes son los más importantes de Budapest. Durante mi visita a la ciudad pude transitar por todos ellos, ya fuera a pie o en transporte público, y ver el aspecto del río en pleno mes de enero. A la caída de la tarde se levantaba del Danubio una especie de bruma helada que congelaba todo lo que había alrededor, momento en el que, a causa del frío, siempre volvía al económico hostal de Budapest donde me estaba alojando.

El autor

José Luis es un andaluz afincado en Barcelona desde hace ya un tiempo. Su pasión es descubrir nuevas culturas, viajar y escribir. Por ello realizó estudios de traducción e interpretación, una forma bastante acertada de aunar estas tres aficiones. Se define como una persona inquieta y curiosa, adicto a los viajes y al chocolate y amante del deporte, sobre todo el tenis. Prefiere los lugares tranquilos y solitarios y los rincones por descubrir.

4 comentarios:

Me encantan las ciudades que tienen un río... tienen un encanto especial y Budapest acaba de subir algunos peldaños en mi lista de lugares a visitar. La culpa es de las fotos que has publicado en este artículo... son preciosas!!! :)

Un saludo,
Sonia.

Gracias, Sonia! Estoy de acuerdo contigo en que las ciudades con río tienen un algo especial. El Danubio a su paso por Budapest impresiona, es muuuy ancho.
La ciudad es muy interesante y se come de maravilla también.
Un saludo!

que bonitas fotos que haz subido. La verdad que poco conozco de esta ciudad pero cada vez he ido viendo mas y mejores tomas y en serio que se antoja visitarla, habrá que considerar saltearla unos lugares en frente de otros destinos que teniamos contemplados primero jeje, saludos!

Budapest es una ciudad bastante atractiva, si bien no tiene la fama de otros destinos, como Praga. Si vas, te gustará, es un destino muy completo.
Gracias por tu comentario, José, y cuéntanos si al final visitas Budapest!
Un saludo!

Publicar un comentario en la entrada